Cómo prevenir el delito con las redes sociales

Las redes sociales nos permiten conocer nuevas personas y comunicarnos de manera inmediata, pero también suelen ser un almacén de información personal. Que puede suponer riesgos a los que quedarás expuesto si no las utilizas correctamente.

¿Qué puede pasar si tu información personal cae en manos inadecuadas?

Son muchos los peligros que se pueden esconder detrás de un perfil en internet, entre los más comunes están los siguientes:

  • Extorción, robo, fraude, secuestro, que suele suceder especialmente cuando no limitas adecuadamente quien puede ver tu información.
  • Suplantación de identidad o atentados a tu reputación, cuando consiguen acceder a tu cuenta y publican en tu nombre.
  • Cyberbulling o acoso, en especial hacia niños y adolescentes. Es un fenómeno en crecimiento que alarma a muchos padres y autoridades gubernamentales.
  • Hostigamiento, intimidación, exclusión y maltrato, por medio de mensajes intimidatorios que generan miedo o humillación.
  • Incitación al odio. Por medio de mensajes de intolerancia que incitan a la violencia.
  • El Phishing. Es un modo de fraude donde el usuario es engañado para que revele los datos de acceso a su cuenta. Mediante la invitación a una página falsa, con el fin de que su cuenta sea manipulada para fines fraudulentos o vender su información privada en el mercado negro.
  • El Grooming. Es una práctica de acoso y abuso sexual. Que se produce cuando un adulto consigue engañar por cierto tiempo a un niño o adolescente a través de las redes sociales, “ganándose su amistad” bajo un perfil falso, para luego programar una cita de encuentro, trasladarlo a un lugar privado y abusar de este.

Este último se viene produciendo de manera cada vez más frecuente en los últimos años. Y en américa latina continúan aumentando las víctimas. Sin embargo, las redes sociales poco a poco se están convirtiendo en una herramienta para fomentar la seguridad pública. Al prevenir este tipo de delito por medio de estrategias de predicción del crimen, en estas, los Cuerpos de Seguridad juegan un papel fundamental.

Actualmente en México, Colombia, España y Estados Unidos existen varios departamentos de policía que aplican este tipo de técnicas. Mediante redes sociales como Twitter, Facebook, entre otras, llamados “patrullaje inteligente” con la finalidad de predecir las probabilidades de que se produzca un delito en un área concreta. Y cuándo se va a producir, aumentando las posibilidades de prevenirlo.

Si se aprovecha el potencial de las redes sociales, como una herramienta que fomenta la colaboración ciudadana para localizar a delincuentes, entre otros propósitos. Podremos gozar de un entorno más seguro.

Protege tu integridad física y tu tranquilidad emocional, así como la seguridad de tu hogar. Aquí te comparto algunas de las cosas que puedes hacer para evitar que tú y tú familia se conviertan en víctimas de un delito en las redes sociales:

  • Jamás compartas ningún tipo de información personal con nadie en internet, a menos que sean personas en las que en verdad confíes. Y que sea realmente necesario hacerlo por este medio.
  • Utiliza perfiles privados en las redes sociales.
  • No aceptes solicitudes de amistad de personas desconocidas.
  • Ten cuidado al utilizar tu webcam. No muestres demasiado de tu entorno, ni cosas que sean de valor, que puedan provocar a delincuentes a cometer un asalto.
  • No subas ningún tipo de contenido sexual en las redes sociales, ni por webcam. Pues no sabes el tipo de mente retorcida que puede estar al otro lado de la pantalla.
  • No coloques demasiada información personal en tus perfiles, en especial aquellas que puedan dar referencia de tu ubicación física.
  • Nunca coloques en tus actualizaciones de red, el nombre de la escuela donde estudias, o donde estudian tus hijos, o tu lugar de trabajo, o si tu tío es el dueño de una joyería.
  • Evita publicar fotos o videos que muestren la placa de tu vehículo, o la fachada de tu casa.
  • Evita publicar fotos o videos de tus niños. Que muestren su uniforme escolar o espacios de su escuela fácilmente identificables, que puedan dar pista de dónde encontrarlos a un posible secuestrador.
  • Nunca compartas información de tus cuentas bancarias por las redes sociales. Menos aún las claves de tus cuentas. Ni información relevante como documentos personales.
  • Ten cuidado con los permisos que muchas aplicaciones y juegos piden. Que para poder utilizarlas debes aceptar un permiso de acceso a los datos de tu perfil. Y no sabes quién puede estar detrás de estas empresas.
  • Protege tu información configurando tu privacidad en las distintas redes sociales. Para que solo tus amigos más cercanos puedan acceder a ella.
  • Utiliza la herramienta “reportar” para denunciar el material ofensivo o amenazante, si lo crees necesario.

Recuerda que comúnmente las redes sociales son usadas como fuente de información directa y confiable para enterarse de tus datos clave.

¿Qué harás para protegerte de ahora en adelante y proteger a tu familia?

María José González

Redacción – Redestopk

Compartir:
Publicado en Redes Sociales y etiquetado , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *